Instan al Gobierno chileno a reconocer demandas del pueblo mapuche

El obispo de Temuco (centro-oeste de Chile), monseñor Héctor Vargas, exhortó al gobierno chileno a escuchar al pueblo mapuche y reconocer sus demandas históricas para resolver el conflicto en La Araucanía.

En declaraciones a medios locales, el religioso aceptó que el clima entre las partes está bastante tenso y complejo en la región tras la conmemoración de la muerte del estudiante Matías Catrileo a manos de la policía, hace seis años.

“Esto va sumando mucho malestar, impotencias, personas que se sienten tentadas a hacer justicia por su propia mano y algunos de estos hechos van haciendo que la justa y legítima causa del pueblo mapuche que está a la espera que se le responda por esta deuda histórica del Estado de Chile pierda apoyos”, señaló.

El alto guía católico reiteró que es necesario que el Ejecutivo escuche al pueblo mapuche y recordó que ya se han establecido mesas de diálogo que duraron muy poco.

Añadió que los temas de fondo “no están resueltos y tienen que ver con territorialidad, la interculturalidad y los reconocimientos constitucionales”. Insistió en que el hecho de que algunas personas “se sienten tentadas a hacer justicia por su propia mano” provoca que “la justa y legítima causa del pueblo mapuche que está a la espera que se le responda por esta deuda histórica del Estado de Chile pierda apoyos”.

En La Araucanía (sur) desde la década de los 90 (siglo XX) el denominado conflicto mapuche enfrenta a la principal etnia del país con agricultores y empresarios por la propiedad de tierras que son consideradas por los nativos como ancestrales.

El pasado viernes,las autoridades de la región indígena La Araucanía designaron al fiscal jefe de la ciudad de Temuco, Alberto Chifelle, para investigar las causas que originaron los incendios registrados entre el 31 de diciembre y el 1 de enero en la llamada zona roja del conflicto con la comunidad indígena mapuche, y que el gobierno calificó como “actos terroristas”.

La lucha de los mapuche, población indígena más grande de la región no ha cesado desde que el Estado intentara intercambiar sus tierras por dinero mediante Ley Araucanía de Chile. Los nativos se han movilizado en las calles de Temuco y otras poblaciones del país para hacer escuchar el reclamo de su derecho, lo cual ha generado un conflicto con las autoridades.

Publicidad Google

Comments are closed.